jueves, 23 de julio de 2009

Satélites artificiales

Alguna vez se preguntaron ¿para qué sirven los satélites artificiales?
Usos de los satélites
Algunas de las razones por las cuales el ser humano ha construido este tipo de dispositivos entre otras cosas para la conquista del espacio exterior a la Tierra, se pueden sintetizar así:
a) el estudio de los rayos cósmicos y otros tipos de raciaciones
b) el estudio de los meteoritos y del polvo cósmico
c) el estudio de fenómenos geofísicos, astronómicos y meteorológicos
d) aplicaciones a la cartografía y a las comunicaciones
Sin duda el campo de aplicaciones se irá ampliando a medida que se perfeccione esta tecnología, pero la más importante y conocida es el uso en comunicaciones.
Los satélites son verdaderas centrales retransmisoras de radiotelefonía y televisión.
La primera transmisión de televisión fue realizada mediante el satélite Telestrella o Telstar.
Un satélite pasa a ser una verdadera antena receptora-transmisora-repetidora.
El Telstar tiene un diámetro de 88 cm.
Mencionaremos también al Relay I, al Telstar II, el Synconn III, el Early Bird (Pájaro madrugador) de carácter comercial.
Este último es sincrónico con la Tierra, es decir, se mueve a la misma velocidad que ella, semejando estar suspendido en determinado lugar.
La altura ideal para la colocación de un satélite repetidor es 35.700 km. De este modo, tarda 24 horas en dar una vuelta alrededor de la Tierra.
La colocación de varios satélites sincrónicos ha permitido cubrir todo el globo terráqueo para efectuar transmisiones telefónicas y de televisión.
Esta información fue extraída de un libro de Física de Carlos Miguel del año 1991.
Para saber más: buscar en la página de la NASA.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada